15/4/16

Conversando con Cristina Pacheco - Armando Zayas (11/07/2014)

5 comentarios:

  1. Querida Julieta, es un placer oirle hablar. Era un hombre sabio y elegante en las formas, y es interesante tanto por lo que dice como por su manera de decirlo y seguro que eso hacía de él un magnífico maestro. Como todas las vidas son un ciclo que empieza y acaba, sólo queda alegrarse porque él tuvo una vida tan fructífera y tú recibiste una influencia magnífica como hija suya.
    Muchos besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Ilona, muchísimas gracias por tan hermoso comentario.
      Él fue un magnífico conversador y tuvo una vida llena de experiencias fabulosas y además, siempre quiso compartir con todos sus conocimientos y su amor al arte y a la humanidad, en realidad, fue un hombre de estilo renacentista, con tremendo amor por el conocimiento y el pensamiento. Sí, me siento muy afortunada por haber tenido el privilegio de ser su hija bonus, pues tuvimos y tenemos un vínculo afectivo profundo y maravilloso. Te mando muchos besitos.

      Eliminar
    2. Se me olvidó decirte que me encanta la anécdota sobre el pincel que le regaló Diego Rivera y la amistad que él tuvo con "los Fridos" :-)

      Eliminar
    3. Querida Ilona, me alegra mucho saber que te ha gustado. A él le encantaba que le preguntara sobre esa época, donde hubo una verdadera explosión de creatividad en mi país de origen!
      Besos a montones.

      Eliminar
    4. Y bueno, lo olvidaba: yo conocí a 2 de esos fridos, de hecho, en mi muro de FB puedes ver un cuadro de la pintora Fanny Rabel, gran amiga de mis 4 papás y a quien conocí bien, era extraordinaria y muy inteligente. Besos.

      Eliminar